Ir al contenido principal

Los verbos abstractos. Desempaquetar

Una de las máximas de la escritura es el famoso mostrar y no contar. Una de las maneras para realizar esto consiste en evitar los verbos abstractos.

Partiendo de un primer borrador ya escrito pasaremos a buscar todos los verbos abstractos que encontremos. Si tienes una copia impresa, marca estos verbos con un bolígrafo rojo; si estás haciendo la revisión en un procesador de textos, marca cada verbo abstracto con el subrayador o cambia la fuente de color para resaltarlo e indicar que debes hacer cambios.

Cuáles son los verbos abstractos

Los verbos abstractos son aquellos que "piensa" el personaje. Son los verbos saber, conocer, recordar, olvidar, desear, creer, imaginar, pensar, entender, querer, darse cuenta... Todos estos verbos deberán ser eliminados. Amar y odiar deberían evitar usarse, como también tener, ser o estar.

Estos verbos cuentan algo que el personaje ya conoce. Lo que el escritor debe hacer es mostrárselo al lector en vez de contárselo.

La forma de mostrar esos conocimientos consiste en desempaquetarlos, en mostrar al lector lo que ese personaje cree, piensa o quiere.

No escribas:
Eva recordaba las tardes de su infancia.
Escribe:
Algunas tardes, después del colegio, Eva acudía al taller para que su padre, siempre rodeado de un fuerte olor a aceite de motor, le diera 100 pesetas para comprar chucherías.

Especifica detalles sensoriales para atraer más al lector: olores, sabores, sonidos, acciones...

Técnica de Desempaquetar

Consiste en presentar los detalles al lector para que conozca algo que ya sabe el personaje.

No escribas:
Juan cree que le gusta a María.
Escribe:
Cada mañana María se acercaba a su mesa, daba un par de golpes a su separador "toc, toc", como si fuera una puerta y se ofrecía sonriente a ir a por un café para él. Juan preguntó a sus compañeros si María también se les ofrecía para llevarles café, lo que todos negaron. María se quedaba muchas tardes haciendo alguna hora de más para coincidir con Juan a la salida y pedirle que la acercara a casa en su coche, pero hasta el momento no había recibido una invitación para entrar.

Desempaquetar consiste en no utilizar atajos. Debes mostrar al lector lo que el personaje quiere sin que él lo diga.

Personajes solitarios

Nunca debes dejar solo a tu personaje. Cuando un personaje se encuentra solo tiende a pensar y a recordar y preguntarse.

Para evitarlo pon a otro personaje a su lado y que sean sus palabras y acciones las que muestren lo que piensa.

Si aún así el personaje está solo, puedes hacerle caer en fantasías.

No escribas:
Lucas esperaba ansioso a que viniera el fontanero.
Escribe:
Cuando el reloj de Lucas pasaba de las cinco el fontanero aún no había aparecido. Había quedado en que vendría a las cuatro. Sin duda habría estado bebiendo en cualquier sitio y ahora estaría demasiado borracho como para coger el coche. O peor aún, lo había cogido y se había estrellado contra alguna farola de camino a su casa y Lucas tendría que aguantar al menos una noche más el sonido del gota a gota del grifo hasta que llamara a un nuevo fontanero.

Las tesis

En los textos argumentativos existen dos elementos: la tesis (la idea fundamental) y los argumentos (desarrollan la idea para demostrarla). Dependiendo de dónde se coloque la tesis nos encontramos con varias estructuras: la estructura inductiva (la tesis aparece al final) y la estructura deductiva (la tesis aparece al comienzo). Existen más, pero para el caso no nos interesan.

Considera este texto:
Paco sabía que no iba a llegar a tiempo. El calentador que estaba instalando no calentaba el agua correctamente y tenía que volver a desmontarlo otra vez. Había quedado a las cuatro con otro cliente para revisarle un grifo y después debía ir al otro extremo de la ciudad a instalar un fregadero para una cocina. Había prometido a su mujer que llegaría pronto para ir a comprarse unos pantalones nuevos.

En primer lugar habría que cambiar la primera frase por: Paco no llegaría a tiempo. Esta frase hace la función de tesis y el resto del texto la desarrolla.

Evita las estructuras deductivas, las que tienen una conclusión al principio y después la desarrollan. Quitan intensidad a la narración. Es mejor escribirla en una estructura inductiva, poner Paco no llegaría a tiempo al final, como conclusión y resumen del desarrollo, aunque es posible que ya ni haga falta.

Nunca empieces un párrafo, o un capítulo o un libro con una tesis.

Con el primer borrador a mano, recorre todos los verbos abstractos que has marcado y desempaquétalos para crear un texto mejor.


Imagen | By Oregon Department of Transportation (Boxes to unpackUploaded by Smallman12q) [CC-BY-2.0], via Wikimedia Commons

Te puede interesar

Comentarios

  1. Me interesa el nombre de algún libro o diccionario donde se detalle cuáles son verbos abstractos o no,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No conozco ningún libro que detalle esto. Los verbos abstractos simplemente se producen en nuestra cabeza, no realizan cambios en el mundo físico.

      Eliminar

Publicar un comentario

Artículos más vistos

Generador de Argumentos (Plot Generator)

Como el verano ya está aquí y es común que se produzca sequedad cerebral, para que no dejes de escribir por falta de ideas he creado este Plot Generator.

La red está llena de estos Generadores de Argumentos pero la inmensa mayoría están en inglés y los que he encontrado no cubren muchos aspectos para proponer una historia. Así que me puse a ello y he creado el mío propio.